jueves, 22 de junio de 2017

Recordatorio

Me imagino
cómo hubiésemos
celebrado tu cumpleaños,
te marchaste
la semana de antes.

Me imagino
el cielo
tu cielo
tu cuerpo
rodeado de lazos
y en cada uno de ellos
nuestros nombres
bordados
nuestro amor
impregnado.

Me imagino
la dulzura
de tu voz
diciéndome:
"No tengas miedo".

Me imagino
tanto a diario
que sólo
me alimento
en ese rincón.

Y ya sé cuán
peligroso es
anidar
en el hálito del aire.

Gracias por
recordármelo
una vez más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario