martes, 14 de febrero de 2017

Hueso corazón

El sonido de las excavadoras
y los pájaros
se entrelazan.

Manos
peso pluma.

Romper el tránsito.

La eternidad
no habita.

Rugido
guarida
peldaño.

Corazón piedra marina.
Sal del atlántico.

Tus frágiles branquias
respiran
en mi epidermis.

Volvemos al círculo cuadrado.
Chatarra emocional.

Resquicios
de liquidación temporal
en los armarios empotrados.
Vitrinas acorazadas.

Ojos jaulas.

Y todas esas veces
que guardo silencio
para no despertarte.

La ciudad
es una gran brecha
un cuerpo decapitado
.
El lugar sin hijos
donde los grillos
nunca chirrían despacio.

Hemos de dar tantas patadas
que nos quedamos
sin piernas.

Plantamos
en una maceta
los trozos
de hueso corazón.

Reptiles de infancia.
Amor genérico.
Respiración antagónica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada