domingo, 8 de enero de 2017

Semillas

La cuerda
de tender la ropa
está electrificada
como tus labios.

Muros de luz
atravesando
sucursales bancarias.

Para nosotros
nada brilla.
El tiempo
nos ha hecho huir
de todo lo soluble.

A estas alturas
solo palpamos
hambre.

*

De la rabia
se alimentan
sombras
los árboles oscuros
estómagos limpios

*

Un amigo me dice
que soy
delicuescencia.

Pocos me ven.
Sólo los necesarios.

*

Plantar
océanos de fuego
en cada trozo
de tu piel-mapa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario