lunes, 30 de enero de 2017

Respiración

Tan equidistantes
tan líneas paralelas
tan equinoccio
tan puntos de coordenada.

Tan jeroglíficos
tan señales de un mapa
llamadas no realizadas.

Qué nos vamos a llamar
si estamos siempre juntos, dices.

Sofá y manta.
Coche y radio.

Manos frías
sonrisa limpia.

Y así otro día
y así otra noche.

Recuerda que habitas
en mi hemisferio norte
aquel más profundo
y desconocido para el mundo.

Porque 
sólo tú
me respiras.

Sólo yo te respiro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario