miércoles, 9 de diciembre de 2015

Reclutando sombras





Recluto sombras para estrujarlas
en el estómago
y luego soltar un halo de luz
por la boca.
He visto restos de muerte
en sus axilas
y por todos los poros de su piel.
Amputamos emociones
para poder seguir viviendo
según su ticket de compra.


*

Hay una parte del "artista" que es un monstruo tiránico en busca de "reconocimientos" o "méritos". Falsos aplausos vacíos de vida que no conducen a otra cosa que a la nada. En el fondo lo que el artista busca, como humano que también es, se reduce simplemente a una cosa tan básica como compleja: El amor. Y desde luego el amor, (llevo días pensando en ello) no es otra cosa que paz. Uno de mis objetivos profesionales y personales siempre ha sido encontrar el amor en lo que hago y en los demás. Entiendo que para muchos profesionales lo primordial sea el aplauso pero hay vida más allá. Hace ya mucho que Nietzsche mató a Dios, y hay días en que necesitamos recordarlo.

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen



2 comentarios:

  1. Una conclusión valiente y dolorosa. Conjurar la soledad o conjugar los verbos de amar y la lluvia y la oscuridad y los azules del alba.

    ResponderEliminar
  2. De acuerdo, compañera de ruta. En el fondo del ser humano, o de lo que queda de ser humano, está esa búsqueda que tu resuelves en el amor, en la sensación de paz. Todo lo demás es sólo accesorio, accidente, urgencia...

    Abrazos

    ResponderEliminar