miércoles, 20 de mayo de 2015

Silábica



Hay días en que te follaría hasta el fin del mundo
y hoy ha sido uno de esos días,
hasta que mi piel y la tuya fueran sólo una.
Estropajo de serpientes.

El mundo tiene 5 letras y 2 sílabas.

Y todo es tan complicado con sus 4 sílabas.
Y con las 2 de tu nombre.

Ha sido un día lluvioso,
y la noche se presenta con la soledad desnuda abrazada a sus sílabas.

Nidos de locura,
piénsame en azul,
que todo es más bonito así.

Anoche frotaban las calaveras sus huecos
y ahora después de tanto tiempo,
el grito sigue siendo tan profundo que erosiona la piel.

La música es verbo que conocen nuestros ojos.
Porque escuchamos con la mirada.

Y los autobuses que me parecen tan anónimamente eróticos,
que a veces se me mojan las braguitas.

Círculos imperfectos y asimetrías,
cierro la libreta.

En la cuerda floja a lo Johnny Cash.

La realidad me perturba
y el silencio más.

Porque el silencio precede
al beso
al aullido
al orgasmo
al grito
a la muerte
a la vida
a la música
a todo
a nada.

Después de este aquelarre,
después de esta soledad,
después de toda esta mierda.

¿Qué más quieres qué te diga?

 

4 comentarios:

  1. No hay más que decir. Sólo esperar a que algo ocurra.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  2. No digas nada más, con tu intensidad se dice todo.
    Sin duda hay días...

    besos

    ResponderEliminar
  3. leerte es la incineración de la piel y los velámenes de un navío
    o de un autobús.
    me gusta sucumbir antes tus letras.
    un abrazo.

    ResponderEliminar