viernes, 12 de abril de 2013

Los Orígenes


Las nubes se retuercen.
Uróboros en los ojos.
El destino solo son huellas en nuestro camino.

El sol nos escupe tinta
y manchamos en el horizonte nuestra saliva.

Nos alimentamos de las incógnitas del cosmos.

Humanos frágiles con mierda en los tímpanos.

Me llamaba de madrugada ebrio
hasta que el último verso moría de sueño en mis manos.

Cambié las horas de viuda el día que me casé con la poesía.

Hice de la metáfora mi esclava.
Me escondo en las trincheras de tu corazón
para que la libertad un día gane la batalla.

Escuchar tus latidos es un canto revolucionario.

No existe señor ni dueño, rey ni amo,
solo el olor inconfundible de la metralla que se ha instalado en nuestras almas.

Las miserias se acumulan en sus despachos
pagarán con hambre su sed de cobre,
mancharán de sangre el níquel de su avaricia.

Dejamos de respirar porque se convirtió en algo absurdo,
creamos una conciencia basada en la realidad artificial.

Tu y yo volveremos a los orígenes aunque nos cueste la vida.
Nos negamos a ser del rebaño,
porque somos nómadas de la existencia humana,
transeúntes del pasado convertidos en lobos esteparios.



5 comentarios:

  1. Pero como buenos lobos, sabremos unirnos para la cruenta batalla que inexorablemente nos llama.
    Como siempre magnifica

    ResponderEliminar
  2. Mejor organizar un nuevo clan de lobos para combatir al preestablecido que convertirse en lobos esteparios solitarios :)
    En la estepa además hace un frío considerable, mejor luchar por quedarse cerca del mediterráneo, que no te echen de su costa, aunque pretendan destruirla con la "nueva" (vieja y descontrolada) ley de costas.
    Besos Loba

    ResponderEliminar
  3. Los omegas deberian zamparse de una puta vez a los alfas... Besos de un omega desquiciado.

    ResponderEliminar
  4. Sigue corriendo y aullando libre, los lobos están hechos para comer cabras, no para formar parte del rebaño ;)

    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Almas con metralla fuera del rebaño. Me encanta.
    Echaba de menos tanta metáfora bella por centímetro cuadrado.

    Un abrazo ^^

    ResponderEliminar