jueves, 16 de febrero de 2012

Hiperbóreo



Mi cuerpo arde como Grecia,
quiero que hagas una revolución entre mi vello húmedo.

La luna nos escolta de madrugada,
veo un incendio en cada fachada.

Respiro confundida entre botellas de agua vacías.

El escritorio revuelto y partituras en el techo.

Quedémonos en silencio
mirando el fuego desde el cielo.

Los versos se me desfragmentan entre las manos,
y las palabras arrastradas por el viento
gimen locas en mitad del caos
frente a la hoguera de nuestros cuerpos desnudos.

Naufrago en tu boca.

Lápices de colores nos engañan, raíles de pentagrama.

Quiero hacerte el amor como si no existiese mañana.

Aullando a la inexistencia con la tristeza del orgasmo,
luces en la ciudad y huellas entre las sombras,
solo somos barro.

Marionetas a sueldo, tu eres el refugio en este infierno.

El último rayo sol en mitad del holocausto,
volveré a ser ceniza pero hoy soy tu musa,
y te suspiro estos versos para que los tatúes en tu alma,
soy adicta a vivir entre sábanas.

No quiero que te pierdas entre palabras,
simplemente guíate por mi mirada.

8 comentarios:

  1. Radiohead inmensos...no me gustan que me engañen los lapices de colores, habrá que buscar una musa para que me compense a mí también :)
    Beso.

    ResponderEliminar
  2. La foto de Jim y Pamela tras leer el texto me recuerda a más de una escena subidita de tono de la peli The Doors.
    Has sabido crear ambiente de una forma perfecta.

    Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja tendré que verla que no la he visto xD Muchas gracias! Un beso :)

      Eliminar
  3. Tendré que contratarte como musa! la mía está en huelga indefinida... ;)
    Brutal!

    Un besazo hermosa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajjaja de contrato nada, a mi todo en B jajaa... un besazo guapa!!!

      Eliminar
  4. El deseo metido en una habitación, en una casa normal que se convierte en territorio para lo mítico. Caramba. Y el sexo volando como un ruiseñor, en la cama.
    Saludos.

    ResponderEliminar