miércoles, 7 de septiembre de 2011

Humanidad sonámbula





Todo es penumbra, y le cuesta amanecer.

Ante mí, un gato que olora la muerte entre raíles de tren.

Despellejo a los árboles para entregarte mi alma,
y todo queda flotando en el karma, entre tus sábanas.

Voluble como el agua.

Amanece pero parece que las nubes no quieren.

Trenes sonámbulos que no paran en el infinito,
y es allí donde habita mi sino.

12 comentarios:

  1. Ay que no me quiere publicar el comentario este chisme, te decía que eres muy profunda...e intensa, que maravilla.

    Besos bella

    ResponderEliminar
  2. Esos días a los que les cuesta amanecer le suelen seguir maravillosas tardes cuando al final las nubes se parten y el día consigue colarse a través de ellas, y el paisaje se transforma por momentos en un verdadero contraste de luz y penumbra. Lo de despellejar árboles me encantó, los trenes siempre aparentan ser sonámbulos será por su incapacidad por desviarse de los railes... como dice Miette profunda e intensa.

    un abrazo desde un día que no ha amanecido, a la espera que lo haga ;)

    ResponderEliminar
  3. ¿Una entrega pasional... o una pasión entregada?
    Interesante poema... y con mucha musicalidad, para variar. Saludos1

    ResponderEliminar
  4. Ene la verdad es que las nubes sí que son caprichosas. saludos y gracias por la visita.

    Miette me alegro que al final te haya dejado publicar el comentario jaja... maldita tecnología. Gracias por todo lo positivo que me dices. Abrazos guapa!

    Aka, gracias por la visita, y la verdad es que tienes razón, le costó despuntar al día pero luego la tarde estuvo despejada. Gracias por tus palabras y por los abrazos :)

    NallA digamos que las dos cosas el pathos me guía hasta el extremo. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Caramba, es como si cada verso ya fuera un pequeño poema en sí mismo. Lo digo por la nitidez de las imágenes, en blanco y negro, que evocan un cielo muy gris y muy quieto.
    Salut.

    ResponderEliminar
  6. Ilimitado como una madrugada sin mañana. Lleno todo de presentimientos que se tiran en los límites de lo inmediato. Abismal, entonces, como ese "gato que olora la muerte entre raíles de tren"

    Abrazos

    ResponderEliminar
  7. Buena imaginación de la vida en suspense.
    un placer leerte.
    feliz semana.

    ResponderEliminar
  8. Ey, tienes que decirme de donde sacas esos temazos :).
    A ver cuando volvemos a hacer una colabo!
    Un Saludo y sigue así!!

    ResponderEliminar
  9. Igor gracias por la visita y me alegra que veas la nitidez de las imágenes... eso es todo parece estático.

    Bocanegra al ver al gato frente a mí, oliendo los raíles de tren solo pensé: "olora la muerte", fue una poesía visual inquietante. Abrazos.

    Ricardo bienvenido y gracias por la visita. También me alegro que te gustarán mis palabras y feliz semana.

    Raggamuffin KaiSeR jajaja, los temazos los saco de la vida, y sobretodo de la forma en que me gusta mirar la realidad todo surrealista. Pues lo de la colaboración otra pronto. Gracias por la visita y un abrazo1

    ResponderEliminar
  10. Ok!!! jajaja... pues la música la saco también de escuchar mucho... ;)

    ResponderEliminar