martes, 30 de agosto de 2011

Latidos entre el vaho


Nadie dijo que decir la verdad fuese fácil.




Veo como te acercas y te alejas, vas y vienes,
hasta que me haces tuya, y me siento ridículamente indefensa.

Contigo te llevás un pedazo de mi alma en un trozo de corteza de árbol.
Te acaricio lentamente hasta deshacerme en tu boca,
y así me pierdo dentro de ti.

Me tocas el pensamiento y me escondo entre la penumbra,
el vaho de los cristales nos cubre la piel desnuda.

Sientes como tiemblo, pero tu te mantienes sereno
y evitas que yo me pierda en un trance de tormento,
protegiéndome así hasta en los sueños.

Y mi verdad ahora es que las palabras son efímeras,
pero tus latidos se quedan tatuados en mi alma y me haces sentir eterna.


Aunque las palabras no transmitan nada, la música a veces lo dice todo.

9 comentarios:

  1. Bonito poema aulladora, sin duda la música, los hechos son lo relevante, las palabras son accesorios que pueden transmutar, se puede jugar con ellas y usar de mil maneras diferentes... me gustó la idea de que el ritmo de un latido pudiese quedar tatuado de alguna manera en nosotros y conformar con ellos una serie de ritmos.

    abrazo desde los valles de los Pirineos donde poco a poco van volviendo los lobos... ya se dejan oir en algún sitio.

    ResponderEliminar
  2. Me gusta... desprende mucha pasión. Esas sensaciones que pocas personas son capaces de transmitirnos, no necesitan palabras... aunque en este caso son bastante acertadas. La música, igual.
    Saludos colaboradora! ;)

    ResponderEliminar
  3. Qué bonito, ya sabes que te admiro por tu intensidad, precioso eso que dices: "tus latidos se quedan tatuados en mi alma y me haces sentir eterna". Suspiro doblemente.
    Hoy querida Medusina eres todo luz.

    besos con brillo

    ResponderEliminar
  4. Gracias Aka por volver después de tantos días, espero que tu viaje haya ido genial. La música es mi vida y mi muerte, es mi luz y mi penumbra, es mi todo y mi nada. Encantada de volver a ver tus opiniones por aquí... envidia me dan los valles de los Pirineos.. que bien que los lobos vuelvan y que aúllen fuerte. Un abrazo y un aullido ;)

    NallA me alegro que te guste, y gracias por la visita, un saludo colaborador ;)

    Miette, mi hada favorita, gracias por estar aquí y me siento muy agradecida al saber que te transmito algo, la verdad es que últimamente me ilumina mucho la luna y como tu dices, soy todo luz, aunque nunca se sabe cuando puedo volver a la penumbra. Besos preciosa :)

    ResponderEliminar
  5. Se palpa ese ritmo cargado de sensaciones. Eso que se palpa es más intenso cuanto más efímero sea todo lo que se vive.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  6. Hmnm verdaderamente bonito. Directo y pasional. Está al margen de otros escritos, tiene algo. Me gusta.

    ResponderEliminar
  7. Bocanegra gracias por tus palabras, como siempre tan comprensivo... Abrazos :)

    Jazzman, encantada de tu visita, hacía tiempo que no te dejabas ver por aquí, me alegran tus palabras y encantada de que te guste. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Que emocionante eso de que te amen con la intensidad adecuada... ¿recuerdos, ficciones o realmente hay un lobo en Moscú? Besos.

    ResponderEliminar